21 de febrero de 2012

Asalto a la Privacidad




Este artículo es un esfuerzo de aclarar, de manera científica y no religiosa, el asunto de los anticonceptivos y del aborto.

Ante todo debemos comprender la diferencia que existe entre un embrión, un feto y un bebé. Me molesta sobremanera cuando escucho a la gente referirse al embrión o al feto como a un bebé, llamarlo por ese nombre ha de ser la razón por lo que a la fecha, en el 2012, perdemos el tiempo debatiendo este asunto.

Cuando el óvulo de una mujer baja por los tubos de Falopio y, si la mujer fue lo suficientemente afortunada como para tener un hombre y haber disfrutado (o tal vez no tanto) del coito en el momento adecuado sin protección, o como sucede muchas veces, con una protección que falló y ese óvulo queda fecundado por el espermatozoide, esto es, de estos espermatozoides no ser muy lentos o si el hombre o la mujer no sean estériles. Honestamente espero que hasta ahora todos aquellos leyendo este artículo estén de acuerdo con lo hasta ahora dicho o al menos tengan una noción de lo sucede en esta etapa de la fertilización.

Si el óvulo es fecundado, éste bajará hasta el útero (que se encuentra adentro de la mujer y, hasta este momento en que estamos debatiendo este asunto, ese útero pertenece solamente a esa mujer) se adherirá a las paredes del útero y comenzará a transformarse en un EMBRIÓN. En este momento es solamente una célula con un núcleo sencillo que ha sido invadida por otra célula, resulta gracioso que incluso entonces, los hombres invadan a las mujeres. De todas formas, no siempre el óvulo es fecundado ni se adhiere a las paredes del útero ni llega a desarrollarse en un embrión, dando lugar muchas veces a un aborto involuntario y la mujer muchas veces ignora que estuvo embarazada.

 

Así es como se ve el óvulo una vez que un espermatozoide fue afortunado y se salió con la suya, engendrando al óvulo; es en este momento que se llama científicamente un embrión y mantendrá ese nombre hasta el final de la 8ª semana después de la fecundación.

Casi parece un huevo frito pero en blanco y negro... ¿no es cierto? El embrión humano no difiere mucho de los embriones de casi todas las otras especies. Al final de este artículo encontrará un enlace a varias imágenes de embriones y fetos en etapa inicial para que usted pueda decidir a qué especies pertenece cada una de las imágenes. Es una especie de prueba para evaluar sus conocimientos sobre el tema, será divertido ver cómo muchos de ustedes que creen que se trata de un bebé desde el momento de la concepción, no van a poder distinguir cual es el embrión o feto humano.

 

El óvulo, una vez fertilizado, comienza a dividirse, es en la segunda división, podemos empezar a reconocer algunas de las características. Como pueden ver, incluso en esta primera etapa podemos encontrar un parecido con su progenitor... En esta etapa, ¡se parecen a su "papá"! ¿No es así? ¡Es tan tierno! Si no puede encontrar el parecido, pídanle a sus maridos que se bajen los pantalones y calzones, se toquen la punta de los pies sin doblar las rodillas y podrá ver los testículos, ¿ya ve el parecido? ¿no es asombrosa la semejanza?

 
Durante las primeras 4 semanas, el embrión es del tamaño de una semilla de sésamo (aproximadamente 1/8 de pulgada) o más pequeño, aún no tiene corazón, no tiene extremidades, no tiene un cerebro ni siquiera una médula dorsal. Esta es la forma en que el embrión se ve hacia el final de esa etapa, ¿puede distinguir cuál será su sexo, el color del pelo o de los ojos? ¿Puede decirme si será un niño normal o si va a tener algunas anomalías viéndolo en esta etapa? Lo dudo, porque en esta etapa no se podría diferenciar entre un embrión humano y el de un perro, un gato, un caballo, un elefante o una rata, entre otros. En este período, con la ausencia de un cerebro o médula dorsal, el embrión no puede tener sistema nervioso, en otras palabras, no puede sentir dolor. Está bien, es notable que parezca casi como un camarón, mas no en tamaño, ya que en este momento no llega a ser siquiera ni la mitad del tamaño de un camarón pequeño.

Hacia el final de la 8ª semana es cuando el embrión comienza a desarrollarse en un feto. Todavía no parece humano, pero se puede empezar a distinguir las extremidades, ya tiene un corazón y éste palpita, el cerebro y una médula espinal ya existen por lo que podemos asumir que ya posee un sistema nervioso. Existiendo ya un cerebro, podemos asumir que en este momento el feto puede sentir dolor. La imagen de la derecha es cómo se verá, más o menos, en la 9 ª semana de gestación. Ahora podemos percibir las extremidades, los ojos, y rápidamente se está convirtiendo en un ser humano reconocible... pero aún no, en este punto hay otras especies que todavía se asemejan a la nuestra, pero no se puede negar que ya podemos ver vida.


Desde el final de la 8 ª semana hasta que el FETO pasa a través de la vagina, asumirá y retendrá el nombre de feto. No es un bebé, al igual que un huevo no es un pollo ni un pollito... se trata de un huevo hasta que la cáscara se rompa y brote de el un pollito vivo y en los seres humanos, es un feto hasta que se rompa la fuente y el feto reciba su primera bocanada de aire, ni una milésima de segundo antes, entonces y sólo entonces se le puede llamar bebé. Por lo tanto, a todas aquellas personas que son pro-vida y continúan diciendo que el aborto mata a los bebés no están diciendo la verdad, simplemente están torciendo las palabras para causar pena y sentido de culpabilidad entre la gente, después de todo, ¿quién va a querer matar a un bebé? ¡Sólo una persona enferma sería capaz de hacer algo semejante!


Esto me trae al tema del aborto y los anticonceptivos. Todas las mujeres, absolutamente todas y cada una de ellas es pro-vida, nadie queda embarazada porque piensa "¿y qué importa si quedo embarazada? total, ¡siempre puedo hacerme un aborto!" - Eso jamás sucede. Es una decisión muy difícil que todas las mujeres, crean en Dios o sean ateas, no se toma a la ligera y es una decisión que ella espera nunca tener que tomar en su vida. Hay diferentes razones, todas válidas y que no voy a enumerar en este momento, por lo que una mujer llega a tomar esta decisión. Después de mucho pensar y debatir consigo misma acerca de la decisión a tomar y de mucho agonizar por ello, una mujer puede llegar a la conclusión que lo mejor es interrumpir un embarazo - que ni por asomo significa que está matando a un bebé, especialmente durante el primer trimestre – esa mujer ha pensado seriamente en ello y se sintió culpable por ello pero decidió que era su única opción. No hay necesidad de hacerla "escuchar los latidos del corazón", ver fotos de hermosos bebés de alrededor de 4 meses de edad en el consultorio del médico, hacerla esperar 24 horas ¡no hay necesidad de hacerla sentir peor de lo que ya se siente!

Esto no es un asunto religioso, no es una asunto moral, no es un asunto civil, no es un asunto del gobierno, esto no es asunto del hombre... ¡es un asunto personal de la mujer!

Todos estos religiosos de la extrema derecha que ferozmente están hoy pidiendo y exigiendo la prohibición del aborto y de los anticonceptivos para todas las mujeres de este país, porque opinan que estas medidas van en contra de sus creencias religiosas, pero que al mismo tiempo, se oponen también a que las mujeres reciban ayuda financiera del gobierno; estos mismos hombres y mujeres que son tan religiosos pero que no son capaces de ir y adoptar a todos los niños que se encuentran languideciendo en los orfanatos o sin amor, que van de casa en a casa hasta que alcanzan la edad de 18 años y puedan valerse por sí mismos o esos niños que nunca sabrán lo qué es el amor porque nacieron con deformidades o el VIH y han sido abandonados por sus madres... a menos que estas personas que están bloqueando todos los esfuerzos para proporcionarle a las mujeres la posibilidad de no quedar embarazada o, bloqueando el acceso a la interrupción del embarazo, a no ser que esa gente se responsabilice financieramente por los niños que nacen y que no eran deseados, desde la etapa embrionaria hasta la madura edad de 18 años; a menos que ellos estén dispuestos a hacer eso, no tienen absolutamente ningún derecho a decirle a una mujer qué hacer con su útero ni con el embrión que habita dentro de ella. Esta decisión es exclusivamente de esa mujer, de su conciencia y de su médico para determinar si existe la necesidad de poner fin a un embarazo o, preferentemente, tomar las precauciones necesarias en forma de anticonceptivos para evitar un embarazo y por lo tanto, la prevención del tan odiado aborto.
A todas las mujeres pro-vida: tengan cuantos hijos quieran y puedan, hagan con sus úteros lo que quieran pero, ¿quién les dio el derecho o el permiso de invadir el útero ajeno? ¿Tienen esas mujeres el derecho a forzarlas a ustedes a tomar anticonceptivos o peor aún, a tener un aborto? Si ellas no pueden infligir sobre ustedes sus opiniones y creencias religiosas, ¿cómo se atreven a forzar las de ustedes sobre ellas? Si ustedes creen que tienen el derecho y la obligación por sus creencias religiosas, siento estar en desacuerdo. Si ustedes creen en Dios, entonces también tienen que creer que Él le ha dado a la humanidad el don del libre albedrío para que todos tomemos nuestras propias decisiones, si estas decisiones son buenas o malas, no es lo importante, es la decisión personal de un individuo, no la tuya, ni la mía... ni siquiera la de Dios.

Yo puedo comprender (mas no aceptar) la oposición al aborto, pero ¡por favor! Oponerse a los anticonceptivos significa que usted está protegiendo una célula... Después de todo, un óvulo que no ha sido fecundado por un espermatozoide, por estar protegida por algún método anticonceptivo o porque la mujer no tuvo coito en el momento adecuado no es un embrión, no es un feto y definitivamente no es un bebé,... ¡es sólo una maldita célula que saldrá expulsada en el próximo ciclo menstrual y que terminará en el basurero, ya sea en un tampón o una toalla sanitaria o en el inodoro!

Prueba


1) ¿Este es el embrión de un...:
a)  Chimpanzé
b)  Elefante
c)  Gato
d)  Humano
e)  Delfín
f)   Caballo
g)  Ratón




2) ¿Este es el embrión de un...:
a)  Chimpanzé
b)  Elefante
c)  Gato
d)  Humano
e)  Delfín
f)   Caballo
g)  Ratón

3) ¿Este es el feto de un...:
a)  Chimpanzé
b)  Elefante
c)  Gato
d)  Humano
e)  Delfín
f)   Caballo
g)  Ratón

4) ¿Este es el feto de un...:
a)  Chimpanzé
b)  Elefante
c)  Gato
d)  Humano
e)  Delfín
f)   Caballo
g)  Ratón


5) ¿Esto es el fetode un...:
a)  Chimpanzé
b)  Elefante
c)  Gato
d)  Humano
e)  Delfín
f)   Caballo
g)  Ratón

6) ¿Esto es el fetode un...:
a)  Chimpanzé
b)  Elefante
c)  Gato
d)  Humano
e)  Delfín
f)   Caballo
g)  Ratón

para ver las respuestas, oprima aqui.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada